Archive for the ‘ En 140 ’ Category

Hubiera…

Tenía tantos hubiera que pensé en juntarlos todo para ahogarme en ellos.

Te estoy escribiendo todos los días, para que, en la vida que decidas quedarte conmigo sepas cuanto te amé en esta.

Nos estoy contando de a poquito

Ven y llévate todos mis miedos.

Me descubrí hace un año.

Estirar la mano un poco más para alcanzarnos.

Tengo mi propio castillo volador.

Dame tus manos, quiero conocer tu historia.

Hay abrazos que sostienen mundos enteros.

Contar lunas juntos.

Entretejernos toda la noche.

Hazme…

Trenzar los sueños para que vuelvan a crecer.

Habrá un día que amanezcas en otra parte de mí que no sea mi mente.

La curva de mi cintura para reposar tus consonantes.

Enero

Recuento

De todas las veces que te grité y no me leíste:

Por si se acaba el mundo, estoy ordenando nuestra historia.
Todo lo que no fuimos como historia para antes de dormir.
Amanecer sin despertar, arrastrando ese sueño con tu nombre.
Deja suspiros en mis cabellos. No son suspiros, son “te quieros” agonizando.
Los te quiero antes del fin del mundo.
El mundo acabándose y tú y yo tan vestidos.
Convertir lo efímero en nuestra eternidad.
Camino de puntitas para no despertarnos de nuestro sueño.
Fuimos tan breves, que desde el principio nos preguntamos “¿Qué fuimos?”.
Por más que aprieto los puños, hay instantes que no puedo retener.
En mis entre líneas te escribo cartas completas.
Quiero ser algo más que un destello.
Te escribo y finjo que me lees.
Tú y yo como fenómeno dicotómico.
Mi mundo se acaba sin ti.

Resumiéndome

Sin entender muy bien de qué va la vida sigo aquí y aunque a veces ésta me absorbe no olvido escribir. Suelo irme platicando de poquito, de 140 caracteres o menos. Rescato un poco de esas letras para rescatar un poco de mí. Estas frases son mi manera de entregarme al mundo, de ser en letras cada día, y de andar en vaivén entre realidad y fantasía.

 

Voy a viajar en un barquito de papel que cargue todas tus letras
Tú tan insomne y yo tan soñadora
¿Cuándo nos vaciaremos en esa taza de café?
Odio los espejos, siempre muestran demasiada tristeza
Quiero ser tu vida en esta vida
Hoy ando saltando entre nubes
Hazme cuento, de esos que no tienen final
Tu ausencia tiene eco
Tengo tu vacío llenando mis pensamientos
Convertirme en todas tus intenciones
Tú tan insomne y yo tan soñadora
Habitar tus brazos, pasear en tu mirada
Quiero ser esa que no salga de tu pensamiento más que para hacerse realidad
Ando con la voz extraviada, sólo puedo pronunciar tu nombre
Tengo cuentos con príncipes de todos colores
Suéñame a colores

Un nosotros sin ti

Otra lluvia de tweets:

 

Se mis pausas, mis comas, mis paréntesis, mis comillas, mis puntos suspensivos, nunca punto final

 

Eres mi único personaje al que no le cambiaría el nombre

 

Ser un acertijo resuelto por ti

 

Voy a atar tu recuerdo en filigrana

 

Considérate en mi lista de pendientes

 

Entre los nudos de mi cabello, tu nombre amarrado

 

Refúgiate en la curva de mi cuello

 

Con un poco de nuestra historia bajo las uñas

 

Tropieza dentro de mi piel

 

Piérdete en el laberinto de mis lunares

 

Arrúllate en la cadencia de mis caderas

 

Vamos haciendo un amasijo de “quizás” y nos pegamos en ellos

 

Voy a hacer un atado de soledades para decorar mi buró

 

Aferrada a un recuerdo imaginario

 

Te veo en todas las figuras de mi caleidoscopio

 

Voy a nombrarte tres veces, a ver si te vuelves real